la mafia no descansa

Partió el poeta peruano Arturo Corcuera

El reconocido poeta nos deja una invaluable obra escrita.

Publicado: 2017-08-21


Arturo Corcuera partió la noche del domingo a los 81 años de edad. El poeta deja una invaluable obra en poesía con más de diecisiete libros publicados y diversos premios nacionales e internacionales. La despedida del poeta será el día de hoy a partir del medio día en la Casona de San Marcos. Av. Nicolás de Piérola 1222 - Parque Universitario, Lima. Desde Plectro Editores le rendimos un pequeño homenaje.

ARTURO CORCUERA

En 1963 finaliza sus estudios de literatura en la Facultad de Letras de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, en Lima; luego realiza su perfeccionamiento, en Literatura, en la Universidad de Madrid, entre los años 1964-1966.

De su poemario Noé delirante se han realizado, hasta el momento, once ediciones, cuatro de ellas con ilustraciones de la artista plástico Tilsa Tsuchiya. Una de las reimpresiones, en 1990, alcanzó una edición de cuarenta mil ejemplares, en el diario Página Libre.

Arturo Corcuera, llamado por cierta crítica el mago de la palabra, ha sido invitado y ha asistido a más de un centenar de acontecimientos poéticos y culturales en América, Asia y Europa.

En 1972 representó al Perú en la Bienal de Poesía de Knokke, en Bélgica. En 1974 integró el jurado del concurso Casa de las Américas de Cuba y en 1984 dirigió la asamblea poética del Congreso Mundial de Escritores La Paz, Esperanza del Planeta, efectuado en la ciudad de Sofía, Bulgaria.


El Poeta en el Arca. Noé Delirante:

Una aproximación a "Noé Delirante", fábula de fábulas y el libro más celebrado del poeta peruano Arturo Corcuera, al cumplirse 50 años de su publicación.


POESÍA


JUEGO DE ESPEJOS

(el poeta)

Para buscar imágenes

me sumerjo en el sueño,

para cazar sirenas

tiro mi anzuelo al espejo

(álbum de familia)

¡Oh, antiguo espejo,

adónde habrás guardado

la cara del abuelo!

(leyenda)

Cuentan los viejos

que los ríos

de antes

desembocaban

en los espejos

(suspenso)

¡Cuántos rostros por la borda,

ay, si el espejo se rebalsa

y se desborda!

(hallazgo)

habita un cisne de bruma

en el fondo del espejo:

ayer le arranqué una pluma

(ego)

¿Algún día, espejo,

enseñarás mi rostro

cuando no era viejo?


EL HEREJE

Nadie podrá convencerme

que el tren

no es larva de mariposa

que el avión no tiene plumas

que el mar no bebe cerveza

que la luz no es una flor


LA LUNA Y SU ANTIGUO HABITANTE

La luna no es astro, 

la luna no es blanca,

la luna no sale de noche,

la luna no es redonda,

Ia luna no será habitada,

la luna nada tiene que ver con las mareas

ni con los cosmonautas,

la luna es una flor amarilla hecha de vapor niquelado,

la luna es el atisbo inquietante de Narciso desorbitado y loco,

a la luna en su mansedumbre sólo le falta el cisne,

en los crepúsculos la luna funde su metal

para enchapar la cola de las sirenas,

una mujer desnuda sumergida en un estanque

es la otra cara de la luna,

por la cascada sabemos que la luna precipita sus represas,

las bestias engullen la luna en los abrevaderos,

presa de pánico la luna acepta que los lobos

acicalen el colmillo en sus escamas,

la luna es el ojo del náufrago en el temblor

supremo del sobresalto,

los lancheros decapitan la luna con sus remos,

la luna es la sombra amoratada del ahogado

persiguiendo sin sosiego a los navegantes,

la luna ronda los sueños,

la luna es el atajo por donde huyen los enamorados.


LAS PUERTAS Y LAS PENAS

Puertas que van a dar al mar o al amar, puertas por donde se ingresa inexorablemente al olvido, puertas como ganzúas, puertas abiertas al vértigo de las pesadillas, puertas en abandono, enmohecidas, pesarosas, aguardando el día de la demolición, puertas en espera de la llave que jamás las ha de abrir, puertas por donde huyen, estrellas y leones, puertas como labios incitando al peligro, puertas coronadas de enredaderas y silencio, puertas de una sola hoja, en medio de la agonía del otoño, puertas tapiadas con piedras y fantasmas, puertas abatidas que ardieron vivas y sobrevivieron al incendio, puertas pintarrajeadas como las mujeres de la noche, puertas que conducen a ninguna puerta, puertas que enloquecen a quienes las trasponen, puertas sin centinelas, sin historia, a tientas, sin el ojo de la cerradura, puertas enfermas, contagiadas de los descalabros irreparables del amor, puertas sin dinteles, ni ventanas clausuradas en soledad como los párpados, los monasterios o las lápidas, puertas infinitas como túneles de rápidos espejos, puertas que enmudecieron para siempre como los torturados.


Recital poético a cargo del autor peruano Arturo Corcuera bajo el título "Carnet de identidad de un poeta" 


Escrito por

PLECTRO Editores

PLECTRO EDITORES es una Editorial Independiente y una Plataforma de Comunicación Intelectual, Poética y Artística.


Publicado en

PLECTRO EDITORES

PLECTRO EDITORES es una plataforma de comunicación intelectual, poética y artística. promotora de la cultura y el conocimiento.